click tracking
Fabricada por el prestigioso constructor de trípodes Berlebach sorprende su facilidad de uso.

En la actualidad esta es una de mis montura, la elegí porque desde mi lugar de observación habitual no se puede poner en estación un telescopio (apuntar a la polar) ni tan siquiera usando el método de la deriva.

Seguimiento

Lo primero que llama la atención al ver esta montura es la falta de mandos de movimiento lento, pero, una vez se empieza a usar la finura del movimiento es espectacular, siempre y cuando se contrapese correctamente. En altura, si el telescopio está bien equilibrado, el movimiento también es muy suave. En cambio, en azimut (horizontal) si no contrapesamos el telescopio aunque el que se le ponga sea de apenas 5 Kg se nota una falta de suavidad. Una vez contrapesada permite hacer seguimiento a 250 aumentos y usando un ocular que me proporciona 50º de campo aparente.

Capacidad de carga

Su capacidad de carga es considerable unos 26 kg entre los dos brazos, 13 por brazo. Según el fabricante se puede utilizar sin necesidad de contrapeso para telescopios de menos de 6 Kg de peso, pero, como he apuntado antes, si queréis un movimiento absolutamente suave, es mejor que pongáis el contrapeso. Para poner el contrapeso se puede utilizar una varilla roscada de métrica 10.

Montaje

El acople de la montura al trípode también es muy sencillo, se puede montar en cualquier trípode de astronomía porque lleva un rebaje para evitar el poste que hay para el ajuste de la polar, si no tenemos un trípode fotográfico también podemos usar uno de fotografía, la rosca inferior es una rosca de 3/8 de pulgada.

Motorización

Esta montura, a pesar de estar pensada para una utilización completamente manual, también existe la posibilidad de motorizarla con los encoders que comercializa la compañía Argo Navis. Esta motorización se puede quitar en cualquier momento, lo que nos permite poder seguir usándola como en un principio.

Conclusión

Para telescopios de más de 4 Kg y menos de 14 y, siempre y cuando que se busque una montura altazimutal y no nos importe hacer un seguimiento manual es la mejor opción que existe en el mercado actual. Si queremos motorizarla nos costará en torno a 400 € Para telescopios más pequeños hay opciones mejores, como la Vixen Porta que cuenta con mandos de movimiento lento y no necesita contrapesado.

Share